• u
    • REGÍSTRATE AQUÍ
  • INICIAR SESIÓN

El coronavirus continuaría modificando la industria porcina aún después de ser controlado

  • Redacción Porcicultura.com
  • Q
  • Abril 08, 2020
  • G
  • 3063
  • 0
  • j
  • 0
i
  • A
  • A
  • A
  • icon
  • icon
  • icon

• Especialistas del mercado pronosticaron que los controles cuarentenarios aplicados a la población podrían representar un arma de doble filo para el sector, pues si bien impulsaría un alza en el consumo de carne de cerdo, los nuevos hábitos podrían impactar negativamente.


De acuerdo con estimaciones del Instituto Técnico del cerdo de Francia (IFIP), aún finalizando la contingencia causada a nivel mundial por el Covid-19 (coronavirus), las costumbres adoptadas por los consumidores podrían continuar afectando la industria de la carne de cerdo.


Por un lado, la situación de confinamiento podría resultar en una mayor ingesta una vez que las personas puedan salir de nuevo de sus hogares, ya que buscarían volver a los hábitos alimenticios previos a la pandemia, como la cocina doméstica.


No obstante, otro escenario posible sería uno en el que el mayor uso del comercio electrónico y las aplicaciones o servicios de entregas de alimentos a domicilio mermaría las visitas a establecimientos como tiendas de autoservicio para comprar carne fresca.


En el caso del comercio internacional, aunque si bien las interrupciones derivadas del coronavirus podrían extenderse unos meses más, al reiniciar mostraría una tendencia alcista impulsada principalmente por el creciente consumo de cárnicos porcinos que aún se puede apreciar en China y que se ha detenido por el cierre de rutas de distribución.


Aún así, desde el IFIP advirtieron que aunque este comportamiento en las exportaciones resultaría benéfico para los precios de los cerdos, por la baja en la ingesta, la demanda en las plantas procesadoras haría lo propio, lo que no permitiría estabilizarse a los costos del animal de pie.


A esto se sumaría la reducción de trabajadores en los rastros a causa de las medidas cuarentenarias, situación que ya se está viviendo en Estados Unidos, y que no permite alcanzar los niveles de comercialización internacional deseados.


TE PUEDE INTERESAR:
La porcicultura en EE. UU. presenta una escasez de personal

 

 

  • CHINA AUTORIZÓ NUEVAS PLANTAS CÁRNICAS PARA LA IMPORTACIÓN 
    Con el objetivo de asegurar su suministro local de carne, las autoridades chinas informaron sobre la autorización de 997 plantas cárnicas, en las que se incluyen el sector avícola, ganadero y porcícola para comenzar a importar.
     
  • DONARON CARNE DE CERDO EN COLOMBIA POR EL COVID-19
    Porcicultores y autoridades colombianas sumaron esfuerzos para donar un total de 180,000 libras de carne de cerdo para aproximadamente 20,000 familias que se han visto afectadas por el Covid-19.
     
  • PORCICULTURA ESPAÑOLA SE UNIÓ CONTRA EL CORONAVIRUS
    2,000 empresas del sector porcícola español se unieron para garantizar el suministro de carne de cerdo en ese país frente a la contingencia que representa el coronavirus y aseguraron el bienestar de sus trabajadores.
     
  • PANAMÁ INICIÓ CON LAS LABORES PARA GARANTIZAR EL CONSUMO DE CÁRNICOS PORCINOS
    Las autoridades panameñas informaron sobre el inicio de los trabajos para la compra de cerdos y garantizar la suficiencia de los cárnicos derivados a nivel local; en total se adquirieron 9,710 canales, con una inversión de 18.5 millones de euros.
     
  • INICIARÁ EN NICARAGUA UN PROGRAMA DE MEJORAMIENTO GENÉTICO PARA LA GANADERÍA Y LA PORCICULTURA
    Autoridades nicaragüenses informaron que pondrían en marcha el programa de inseminación artificial para el sector bovino y porcino, el cual tiene el objetivo de mejorar genéticamente el hato de los productores para reforzar el desempeño y la economía.

 

COMENTAR ESTA NOTICIA

S

Para comentar sobre esta noticia es necesario ser un usuario registrado.

Si aún no tienes tu cuenta, puedes crearla fácilmente y disfrutar de contenido exclusivo.

Derechos reservados © 2000 - 2020, Pecuarios.com, Aviso de privacidad