Artículos / Manejo

Ver todos los artículos

Manejo reproductivo en vacas de aptitud cárnica

Vota Resultado Sin interés Poco interesante De interés De interés Imprescindible 0 votos

22/3/09   |   Fernando IñiguezLaboratorios Virbac México

Una cría por vaca al año es el objetivo de todo rancho ganadero, tanto en ganado comercial o de registro en sistema intensivo o extensivo, Esto implica un intervalo entre partos de 365 días, de los cuales 280 días la vaca está gestante. Después del parto requiere un mínimo de 45 días para la involución del útero. Para lograr el objetivo la vaca debe quedar preñada de nuevo en un periodo máximo de 40 días. Durante este corto período de tiempo la vaca puede ser fértil no más de 2 veces.

Por lo tanto el éxito del manejo reproductivo depende de la conjugación adecuada de los siguientes factores:

1. La condición de salud general del hato.

2. La eficiencia del manejo del hato.

3. La adecuada nutrición antes y después del parto.

4. El intervalo de recuperación pos parto.

5. El porcentaje de celos presentados.

6. El porcentaje de vacas detectadas en calor.

7. La capacidad individual de los toros para producir semen y montar vacas.

8. La calidad del semen congelado para inseminación artificial, su buen manejo y conservación.

9. La competencia del inseminador al descongelar y aplicar el semen en el lugar y tiempo adecuados.

Programar la reproducción en forma estacional ayuda a mejorar la eficiencia reproductiva, optimiza el uso de los recursos del rancho ganadero y reduce los costos de producción. Para determinar la temporada de empadre más adecuada para su rancho el ganadero debe tomar en cuenta lo siguiente:

· La posición geográfica del rancho.
· El clima.
· La disponibilidad de alimentos durante el año.
· La raza de bovinos que maneja.
· El Mercado.

Cuando no se ha llevado un manejo adecuado y se pretende iniciar con un programa de empadre, lo primero que se debe hacer es un diagnóstico del estado reproductivo del hato. El examen por palpación rectal a todas las vacas y vaquillas en edad reproductiva es de gran ayuda para determinar lo siguiente:

· Número de vacas gestantes
· Número de vacas vacías
· Número de vacas problema

Al conocer el estado de gestación de cada vaca, podemos predecir los partos y su distribución durante el año.

Las vacas problema son las vacas vacías con alguna alteración en el sistema reproductor o que tienen mas de 85 días posparto sin celo, monta o Inseminación Artificial. A estas vacas se recomienda aplicar vía parenteral medicamentos que contengan fósforo, selenio y vitaminas A, D y E, para estimular la actividad ovárica y favorecer la recuperación de la fertilidad.

Para prevenir fallas reproductivas ocasionadas por IBR, DVB y Leptospiras, todas las vacas vacías deben ser vacunadas 4-8 semanas antes del empadre.

Las vacas vacías con más de 45 días posparto, con buena salud reproductiva y con ovarios activos pueden entrar en un programa de sincronización para ser inseminadas lo antes posible.

Programa de Sincronización de la Ovulación

Primer día, aplicar GnRH. Esta inyección provocará la ovulación de cualquier folículo grande que esté presente, lo que asegura la presencia de un cuerpo lúteo en el ovario durante la siguiente semana, también provocará el crecimiento de una nueva onda folicular debido a la secreción de hormona folículo estimulante.

7 días después, aplicar Prostaglandina F2 alfa. Esta inyección está destinada a la regresión del cuerpo lúteo presente en el ovario, lo que permite que el nuevo folículo dominante prosiga hasta la ovulación.

De 54 a 56 horas después de la aplicación de la Prostaglandina se inseminan las vaquillas y se aplica GnRH.

De 60 a 66 horas después de la aplicación de la Prostaglandina se inseminan las vacas y se aplica GnRH.

No todas las vacas tratadas mostrarán signos de celo, pero todas deben ser inseminadas en el momento indicado en el programa.

Éste método sincroniza la ovulación no el celo y para asegurar que la ovulación suceda en un tiempo conveniente se debe aplicar GnRH al momento de Inseminar.



Una semana después pueden ser incorporados los toros de repaso para que cubran las vacas que no hayan quedado gestantes con la inseminación artificial.

Dos meses después los toros son retirados y en 40 días es posible realizar el diagnóstico de gestación.

Las vacas que no hayan quedado gestantes son vacas improductivas que deben desecharse.

El manejo reproductivo es una combinación de arte y ciencia cuya aplicación determina en gran medida la productividad de los ranchos ganaderos. Es indispensable que las personas que laboran en estas empresas se capaciten y apliquen en forma adecuada sus conocimientos.

Ventajas:

1.- Mejoramiento genético. Es mas barato el acceso a toros de alto valor genético mediante semen congelado ($ 15.00 USD) que la compra de toros ($ 5000.00 USD).

2.- Mejores pesos al destete. Si las vacas conciben temprano en la época de empadre, se obtienen becerros de mayor edad y peso en el destete.

3.- Camadas de becerros más uniformes.

4.- Incremento de la calidad del hato. Se eleva la calidad de las vaquillas elegibles para vientres.

5.- Los problemas reproductivos son detectados oportunamente, se genera información útil para tomar decisiones en el manejo, ventas y desecho de vacas.

6.- Se incrementa el desempeño reproductivo. Las vacas que paren temprano tienen más tiempo para recuperar su capacidad reproductiva.

7.- El uso de semen de toros con DEPs (Diferencias Esperadas de la Progenie) de bajo peso al nacimiento ayuda a reducir los casos de partos distócicos.

8.- Reducción de costos por compra y mantenimiento de sementales. Se necesitan menos toros para monta natural al usar la inseminación artificial y la sincronización del ciclo estral.

Nota importante: Los costos del uso de este programa reproductivo se evalúan dividiendo la inversión entre el número de vacas preñadas por inseminación artificial. Hay un beneficio extra; las vacas que no se cargan con IA vuelven al estro en 21 días, de manera que los toros de repaso hacen un segundo y hasta un tercer grupo de partos. Al final de cuentas los beneficios de este programa se deben evaluar no solo por el número de gestaciones sino por los kilogramos de becerros destetados lo cual se incrementa con el mejoramiento genético determinado por los toros de Inseminación Artificial.

Este mejoramiento genético genera vaquillas de reemplazo de mejor calidad, más lecheras y más fértiles, así como becerros destetados con mayor peso, mejor conversión alimenticia y mejor calidad de carne.

Desventajas:

1.- Más manejo de los animales.

2.- Inversión de dinero en mano de obra especializada, instalaciones, semen, equipo y medicamentos.

3.- Los costos del uso de esta tecnología son mayores para los hatos pequeños, ya que los gastos fijos se dividen entre un menor número de vacas.

Materiales:

Instalaciones para manejo de las vacas.
Báscula para pesar las vacas y los becerros.
Aretes para identificación.
Equipo para tatuar.
Guantes desechables para palpación rectal.
Jeringas y agujas desechables.
Medicamentos hormonales, , reconstituyentes y vacunas.
Termo de Nitrógeno y Pajillas de semen.



Becerras y becerros son el futuro hato reproductivo, por esta razón deben aplicarse buenos programas sanitarios desde su nacimiento, los cuales darán como resultado la existencia de hatos de vacas sanas con un alto nivel de fertilidad.



Vota Resultado Sin interés Poco interesante De interés De interés Imprescindible 0 votos